Banner artículo Bankademia

Plan de pensiones, todo lo que necesitas saber

6’ de lectura

 

¿Qué pasará con tu nivel adquisitivo cuando te jubiles? ¿Has pensado alguna vez en abrirte un plan de pensiones? El sistema público de pensiones se encuentra amenazado y no está claro que se pueda mantener, como hasta ahora, en el futuro. ¿Qué ocurrirá con nosotros cuando ya no  trabajemos? Buscar fórmulas complementarias de ahorro e inversión es la mejor alternativa para mejorar nuestra jubilación.

En este breve vídeo, Javier Rivero-Díaz te explicará qué es un plan de pensiones. Estás a un click de entender todo sobre economía.

¿Qué son los planes de pensiones?

 

Los planes de pensiones son productos de ahorro a largo plazo diseñados para proporcionar una seguridad económica adicional en el momento de la jubilación. ¿En qué consisten? En la aportación de dinero durante la etapa laboral para conseguir, a cambio, una retribución adicional cuando nos jubilemos.

 

¿Cómo funciona exactamente un plan de pensiones?

 

El procedimiento es muy sencillo. Tú aportas cuando quieres (cada mes, por ejemplo) el dinero, el cual es invertido por la entidad gestora en productos financieros con el nivel de riesgo elegido. De este modo vas acumulando un ahorro que comenzarás a cobrar en cuanto te jubiles.

 

¿Son obligatorios?

 

En absoluto. A día de hoy son una opción personal, un complemento que te asegura contar con una mejor calidad de vida tras haberte jubilado.

¿Por qué se manifiestan con frecuencia los pensionistas actualmente? Porque consideran que sus pensiones son insuficientes. Ni siquiera está garantizado que los jóvenes de la actualidad puedan cobrar esas cantidades. Por eso, es una buena opción contar con ellos como complemento. Los planes de pensiones no son obligatorios, pero en algunos países europeos, como Holanda o Reino Unido, las empresas están obligadas a ofrecer estos planes de pensiones a sus empleados.

 

Ventajas de un plan de pensiones

 

La principal ventaja que te ofrecen es garantizarte una vejez más desahogada. Esos ingresos periódicos que te habrás asegurado completarán tu pensión y te permitirán disfrutar del merecido descanso laboral sin restricciones económicas.

Además, estos productos de ahorro e inversión cuentan con dos ventajas operativas ciertamente interesantes:

  • 1. Beneficios fiscales. Dentro de unos límites y según lo dispuesto en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, puedes deducirte tus aportaciones anuales. En consecuencia, el ahorro fiscal que obtienes es prácticamente inmediato.
  • 2. Flexibilidad. Se trata de un producto que proporciona una gran libertad de maniobra, ya que podrás cambiar de plan sin ningún tipo de coste.

 

¿Hay alguna desventaja?

 

En cierto modo, se pueden considerar como tales las siguientes:

  • 1. Disponibilidad condicionada. En general, solo podrás disfrutar del ahorro generado al jubilarte o, según los casos, si te sobreviene una enfermedad grave o un periodo de paro de larga duración.
  • 2. Tributación. Cuando cobras los importes de un plan de pensiones, tributan como rentas del trabajo. Hacienda se lleva, por ello, un pico de cada cobro y, si este se produce de golpe, la cantidad global puede ser considerable.

Gráfica de ventajas y desventajas en los planes de pensiones

 

¿Todos los planes de pensiones son iguales?

 

En realidad, todos los planes de pensiones son distintos. Así, puedes adaptarlos a tus necesidades, expectativas o circunstancias personales. ¿De qué dependen estas diferencias? De las personas que los firman, de las obligaciones que incluyen y de los activos en los que se invierte.

 

En realidad, todos los planes de pensiones son distintos. Así, puedes adaptarlos a tus necesidades, expectativas o circunstancias personales.

Por ejemplo, si eres más bien conservador y deseas asegurarte un pellizco mensual tras la jubilación, aunque sea pequeño, te decantarás por un plan de renta fija garantizada. Si no te importa asumir el riesgo de perder dinero, buscarás una opción más arriesgada que pueda proporcionarte ingresos más jugosos. En cualquier caso, una calculadora de pensiones te ayudará a decidir.

 

Tipos de planes

 

Según las personas que los constituyen pueden ser:

  • 1. De sistema individual. Entre un particular y una entidad financiera.
  • 2. De sistema de empleo. Promovidos por las empresas para sus trabajadores.
  • 3. De sistema asociado. Impulsados por asociaciones o sindicatos.

 

Según las obligaciones estipuladas, los hay de:

 

  • 1. Aportación definida. Tienen una aportación predeterminada y la prestación se cuantifica al llegar la jubilación. En consecuencia, no garantizan ningún tipo de interés.
  • 2. Prestación definida. Se concretan las prestaciones y, a continuación, se calculan las aportaciones necesarias.
  • 3. Mixtos. Combinan las dos anteriores.

 

Y, según los activos en los que se invierte, los hay de renta fija a corto plazo, de renta fija a largo plazo, de renta fija mixta, de renta variable, de renta variable mixta y planes de pensiones garantizados.

 

¿Cuánto se puede aportar y qué gastos conlleva?

 

Lo bueno es que puedes aportar según te permita tu capacidad de ahorro. Ahora bien, para poder desgravarte solo se tendrá en cuenta la menor de estas dos cantidades: 8.000 euros anuales o el 30 % de los rendimientos del trabajo y de las actividades económicas.

Y ¿qué gastos tienen estos planes? Fundamentalmente dos tipos de comisión: de depósito y de gestión. Aunque su importe depende de lo complejas que sean las inversiones incluidas, el límite legal se establece en un 0,25 % para la de depósito y en un 1,5 % para la de gestión.

Ahora que ya lo sabes casi todo sobre qué es un plan de pensiones y en qué puede ayudarte, tienes herramientas para tomar una decisión adecuada.

 

Artículos relacionados

  • Rescatar un plan de pensiones

    ¿Es posible cobrar un plan de pensiones antes de jubilarse? ¿Cómo se recupera el dinero de un plan?
    4’ de lectura.

  • ¿Son totalmente seguros los depósitos?

    Descubre por qué dicen que los depósitos son seguros y ofrecen poco riesgo.
    4’ de lectura.

  • ¿Cómo sacarle provecho a una vivienda?

    Alquilarla o reformarla para poder venderla a un precio mayor son las grandes opciones.
    6’ de lectura.

Si no te quieres perder los nuevos cursos, síguenos en las redes de Bankademia:

YouTube   Ivoox   Instagram   Facebook   Ivoox