Banner artículo Bankademia

Alquiler para propietarios: ¿cómo alquilar mi piso de forma segura?

5’ de lectura

 

Del “quiero alquilar mi piso” a la firma del contrato hay un camino con varios aspectos importantes a tener en cuenta.

Gif Alquiler seguro propietarios

¿Cómo alquilar un piso de forma segura?

 

Del lado de las desventajas están los riesgos de impago, el factor que más dudas genera en los propietarios. Para atenuarlos, toma nota de las siguientes precauciones:

 

Para hacer buena elección del inquilino hay que...

  • Analizar su solvencia.

La capacidad de pago de un inquilino depende de lo que gane y de su estabilidad laboral. Por lo tanto, no está de más pedirle que aporte la documentación de sus últimas nóminas y su contrato de trabajo.

  •  Verificar si ha dado problemas a otros propietarios.

Se pueden consultar los distintos registros de morosos y pedir referencias de los dueños de otras viviendas que haya alquilado.

 

¿Qué garantías se puede exigir para más tranquilidad?

 

Lo habitual es una o dos mensualidades de fianza para los eventuales desperfectos que el inquilino pueda dejar cuando se marche. Aunque cada vez es más frecuente pedir garantías adicionales como el aval de una tercera persona o bien un aval bancario. Alternativamente, hay compañías que ofrecen seguros específicos, cuya prima depende de las coberturas contratadas. Algunas comunidades autónomas y ayuntamientos, para fomentar el mercado de alquiler, ofrecen servicios de intermediación que dan seguridad tanto al arrendador como al arrendatario.

 

¿Qué es un aval bancario?

 

Es un contrato por el que un banco garantiza que un cliente va a cumplir sus obligaciones de pago, cubriendo varias mensualidades. El contrato debe incluir la siguiente información básica: importe total, plazo y renovación del alquiler y bajo qué condiciones puede hacerse efectivo. Los costes de un aval son los intereses y dos comisiones habituales: la de estudio (en torno al 0,5 % del importe del aval) y la de apertura (0,75 %). A ellas hay que añadir el coste de la obligada constitución ante notario (0,3 %).Dibujo de una casa con un candado

¿Hay alternativa a los avales?

 

Sí, los seguros de alquiler, que cubren los eventuales daños causados por el inquilino, además de los impagos.

 

¿Y yo como propietario qué debo ofrecer?

 

Pues una vivienda en perfecto estado de habitabilidad y el Certificado de Eficiencia Energética en regla, que es obligatorio para las operaciones de alquiler.

 

¿Sabes cómo poner un buen precio de alquiler? Toma nota:

 

  • Conocer a fondo la oferta de la zona. Para eso resultan de gran utilidad los portales inmobiliarios que puedes consultar en Internet. Puedes hacer una comparación por metros cuadrados, cantidad de habitaciones, etc.
  • Valorar el estado de la vivienda. No es lo mismo una recién reformada, en perfecto estado, que otra que no lo esté. 
  • ¿Está amueblada? Si se alquila amueblada, no es lo mismo que los muebles sean modernos o antiguos; si en la decoración han intervenido profesionales o no. 
  • ¿Quieres alquilar ya? Debes tener en cuenta que se puede pedir más cuando no tienes prisa.

 Frase, cuanto más alto el precio, más se tardará en alquilar la vivienda

¿Qué gastos corren por cuenta del propietario tras concretar el alquiler?

 

  • Los de la comunidad de propietarios.
  • El Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI).
  • Todas las reparaciones necesarias para mantener intacta la habitabilidad de la vivienda.

 

Los daños causados por el inquilino y los de pequeña cuantía derivados del uso diario corren por cuenta del inquilino. No siempre es fácil de definirlos, aquí depende del sentido común y la predisposición del propietario y el inquilino.

 

¿Cuánto dura el contrato de alquiler?

 

La legislación establece que el inquilino tiene derecho a cinco años (siete si el arrendador es una persona jurídica). Si el contrato se ha hecho por menos tiempo, el alquiler será objeto de prórrogas automáticas hasta alcanzarlos, salvo que el inquilino comunique al propietario su deseo de no renovar. Si, cumplidos los tres años, ninguna de las dos partes dice lo contrario, el contrato se amplía por un año más. Los avisos deben hacerse de forma fehaciente con al menos treinta días de antelación sobre la fecha de vencimiento.

 

¿No se puede recuperar la vivienda antes?

 

Si el propietario la necesita como vivienda habitual:

  • Para sí mismo.
  • Para un familiar de primer grado de consanguineidad o adopción (padres, hijos).
  • Para el ex-cónyuge, siempre que haya sentencia firme de divorcio.

Para esto tiene que haber transcurrido al menos un año desde la firma del contrato y el inquilino dispone de hasta tres meses para abandonar la vivienda.

 

¿Y en caso de impago?

 

Lo ideal es que el inquilino y el propietario lleguen a un acuerdo. Ya sea para finalizar el contrato o para continuar. La vía judicial puede llevarse a cabo mediante desahucio judicial. La demanda de desahucio debe interponerse ante el juzgado correspondiente a la dirección de la vivienda y, una vez que le sea notificada, el inquilino tiene diez días para pagar sin perder el alquiler. Sólo puede acogerse a esa opción una vez durante la vigencia del contrato.

Artículos relacionados

  • Como tributa el alquiler

    Para evitar sorpresas al alquilar, debes conocer como funcionan los impuestos.
    4’ de lectura.

  • Alquilar tu casa en vacaciones

    Descubre las claves para alquilar tu vivienda en vacaciones.
    3’ de lectura.

  • Frase:¿Cómo empezar a invertir?

    Antes de invertir, aprende los aspectos claves de una buena estrategia de inversión.
    5' de lectura.

Si no te quieres perder los nuevos cursos, síguenos en las redes de Bankademia:

YouTube   Ivoox   Instagram   Facebook   Ivoox