Otros Mercados

 

Mejoran las perspectivas de Rusia, pese a la debilidad de sus bancos

En Rusia, el descenso de la inflación (3,3 % en agosto, por debajo del objetivo) ha permitido un nuevo recorte en el tipo de interés de referencia (-50 pb, hasta el 8,5 %). La relajación monetaria seguirá favoreciendo la recuperación de la actividad y el propio banco central ha revisado al alza el crecimiento previsto para 2017 en 0,4 p.p. hasta un rango del 1,7 %-2,2 % (-0,2 % en 2016). Pese a estas favorables perspectivas, el sistema financiero sigue delicado, obligando a rescatar a dos entidades privadas en menos de un mes: la primera fue Otkritie, mayor banco privado por activos y sexto del país, que necesitará una inyección de casi 7.000 millones de dólares; y le ha seguido B&N, de menor tamaño, que ha solicitado acceso a la línea de liquidez extraordinaria del Banco Central, aunque todavía no se conocen sus necesidades de capital.

Por otra parte, S&P ha rebajado la calificación crediticia de China, hasta A+ desde AA-, la primera bajada en casi veinte años, alertando del aumento de los riesgos por el creciente endeudamiento del sector privado (sobre todo, de las empresas). En cualquier caso, mantiene la perspectiva estable, gracias a sus expectativas de fuerte crecimiento económico y leve mejora fiscal.

Fuente: Bankia Estudios